Adán Augusto se lanza vs. Samuel García: ‘No puede ni escribir para pedir apoyo de la Guardia’

Adán Augusto López, secretario de Gobernación, se lanzó este miércoles de nueva cuenta contra los gobernadores que no apoyan la reforma que permitirá que las Fuerzas Armadas participen en tareas de seguridad pública hasta 2028.

Dijo que aunque se molesten, no puede dejar de señalar que hay estados donde “la criminalidad ha sentado sus reales”.

Adán Augusto no dudó en referirse al gobernador de Nuevo León, Samuel García, a quien evidenció por no ser “capaz” ni de pedir con formalidad el apoyo de la Guardia Nacional, pues prefiere simplemente hacer una llamada.

”Es triste y lamentable como actúa con hipocresía y con egoísmo. ¿Saben ustedes cuántos elementos de policía estatal hay en Monterrey y la zona metropolitana? Mil 287 policías que en realidad no prestan servicios de Seguridad Pública”, aseveró.

El secretario de Gobernación acusó que esos elementos se desempeñan en servicios a empresas privadas, cadenas de supermercados, tiendas de conveniencia, gasolineras y otros negocios.

“Y sin embargo, al señor gobernador se le hace fácil levantar el teléfono, porque no es capaz ni de mandar un oficio, y pedir que le manden más elementos de la Guardia Nacional y hoy hay desplegados entre elementos de la Guardia Nacional y del Ejército Mexicano 8 mil 320 elementos”, expuso.

Ayuda de la Guardia ayuda a superar inseguridad

El funcionario federal dijo que no se niega que hay problemas serios de inseguridad en Michoacán, Guerrero o Zacatecas (estados gobernados por Morena), pero las cosas “ya se están superando”.

De igual manera, sostuvo que hubo entidades donde se entregó a las direcciones de seguridad pública a la delincuencia a cambio de dinero para las campañas.

Adán Augusto López también arremetió contra los mandatarios de Jalisco, Guanajuato y Chihuahua, quienes tienen más elementos federales que estatales garantizando el orden. 

“Pero no son capaces de actuar con generosidad y apoyar una reforma como esta”, asentó.

Señaló a Enrique Alfaro por agradecer la intervención del Ejército en Zapopan, pero al mismo tiempo negarse a que este se mantenga en todo el país; y a Diego Sinhue Rodríguez por presumir un C-5 de 12 mil millones, cuando ni siquiera pudo entregar información de las cámaras de seguridad para resolver la masacre de 12 personas en Irapuato.