Local

Firman acuerdo alcaldes César Garza y Javier Villalobos

Para estrechar lazos y acercar las comunidades de ambas localidades por medio del intercambio cultural, histórico, educativo, económico, comercial y de salud, el alcalde de Apodaca, César Garza Villarreal, firmó el convenio de hermanamiento de ciudades con el alcalde de McAllen, Texas, Javier Villalobos.

Como un primer acuerdo producto de este hermanamiento, el esquema de Vacunación Transfronteriza contra el COVID, que actualmente se lleva a cabo de manera directa entre Apodaca y McAllen, se fortalecerá con más de 6,000 dosis que serán aplicadas a menores de entre 5 a 12 años, con comorbilidades, los cuales representan a la población más vulnerable del Municipio al no estar considerados dentro del Sistema Nacional de Vacunación.

César Garza agradeció a las autoridades de McAllen por la ayuda humanitaria que representa esta oportunidad, así como por haber iniciado este programa en conjunto.

“Ese programa ya arrancó y ese programa se incrementa a partir del 13 de mayo con mucha intensidad. Somos el único municipio no-fronterizo, y el único de Nuevo León, que vacuna en McAllen, y es gracias a la generosidad de su alcalde y de las autoridades aduanales”, dijo el munícipe.

“Allá en Apodaca los ciudadanos de McAllen van a poder llegar al centro de nuestra ciudad y ver, en uno de los costados del monumento que estamos construyendo para conmemorar el servicio social de todos para superar la pandemia, la relatoría de este gesto generoso, amoroso, del pueblo de McAllen, de Texas, hacia sus hermanos de Apodaca”, concluyó el Edil.

Por su lado, Javier Villalobos, alcalde de McAllen, externó la importancia de estos lazos, así como de extenderlos hacia la posteridad.

“Espero que, en el futuro, cuando yo no esté aquí y César no esté aquí, mantengamos la comunicación y mantengamos estas relaciones entre nuestras comunidades. Es sorprendente lo que Apodaca puede ofrecernos, y lo que nosotros podemos ofrecerle a Apodaca.”

Sobre el acuerdo de hermanamiento, Garza Villarreal explicó que “la hermandad entre Apodaca y McAllen, va más allá de las autoridades. Es una hermandad que se construye con historias de vida entrelazadas. Nuestras comunidades están íntimamente ligadas, en la historia, en el comercio, en la vida. Hoy lo que hacemos las ciudades, simplemente, es recoger el sentimiento de nuestras comunidades y plasmarlo.”

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.