Local

Llega el ‘COVIDímetro’: EU autoriza primera prueba de aliento para detectar el SARS-CoV-2

La Fiscalía General de Justicia del Estado de Nuevo León reveló este viernes que los integrantes de una familia de Texas, desaparecida hace 10 meses en su trayecto de Laredo a Monterrey, murieron por golpes y no por ahogamiento.

Hace unos días, una mujer y dos menores fueron localizado al interior de un vehículo compacto, color amarillo, que fue ubicado dentro de un depósito de agua de la autopista en el tramo Anáhuac. Por este motivo, la Fiscalía descartó que la causa de la muerte haya sido ahogamiento.

Datos proporcionados por la autoridad ministerial revelaron que el cuerpo de Gladys, la madre, fue localizado aún con el cinturón de seguridad abrochado.

Los tres cuerpos fueron encontrados en estado de descomposición. Tras realizarse las pruebas forenses, fueron identificados como Gladys Sánchez, de 39 años; Juan Carlos Gonzalez, de 16 años, y Michel Durán, de 9 años.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.