Deportes Internacional Salud

“Lo tratan como un criminal”: denuncian que Novak Djokovic está incomunicado en Australia

El escándalo en torno a la figura de Novak Djokovic y su participación en el Australian Open que se iniciará el 17 de enero tomó trascendencia internacional. Después del debate que se generó por la excepción que hicieron los organizadores del primer Grand Slam del año y las autoridades australianas para que cruce su frontera pese a no estar vacunado contra el coronavirus, la controversia se reflejó en su arribo al país oceánico: el personal aeroportuario lo tiene retenido desde hace más de cuatro horas y los medios serbios denunciaron un “trato criminal”.

El diario serbio The Telegraph dio detalles impactantes de la situación que atraviesa el número 1 del mundo: “Djokovic está detenido, ¡lo tratan escandalosamente como un criminal en una habitación! Trato escandaloso de las autoridades australianas hacia el mejor tenista del mundo”.

“El mejor tenista del mundo es tratado como un delincuente y recibe un trato escandaloso. Está detenido en una habitación con dos agentes de policía vigilándolo”, informaron. Y revelaron que le prohibieron el uso de su teléfono celular además del contacto con cualquier miembro de su staff.

El padre del deportista, Srdjan Djokovic, confirmó el hecho según declaraciones que replicó el portal B92“Se encuentra actualmente alojado en una habitación y nadie puede entrar en él. Hay dos policías frente a la habitación”.

Novak aterrizó en Melbourne alrededor de las 23.30 hora local y avanzada la madrugada australiana todavía permanece bajo custodia. El diario serbio Blic citó el paso a paso de la estadía de Djokovic en el Aeropuerto Internacional Tullamarine de Melbourne: “Ni siquiera le permitieron bajar del avión normalmente y lo escoltaron a un sector denominado ‘detención de inmigrantes’. Allí permanecería hasta que las autoridades del país oceánico tomen una decisión final sobre su exención de ingreso”. En consonancia, el rotativo Novosti remarcó el “trato grosero” con el que se dirigieron a él los efectivos de turno.

“Pasé un tiempo de calidad fantástico con mis seres queridos durante las vacaciones y hoy me dirijo a Australia con un permiso de exención”, había sido el mensaje del posteo en Instagram junto a una foto de sus valijas que encendió la mecha. El hecho se convirtió en un tema político en Australia, a punto tal que horas antes de su arribo al país el primer ministro Scott Morrison le dejó una fuerte advertencia: “Estamos a la espera de su presentación y de las pruebas que nos proporcione para respaldarlo. Si esas pruebas son insuficientes, no se le tratará de forma diferente a los demás y estará en el siguiente avión de vuelta a casa. No debería haber reglas especiales para Novak Djokovic en absoluto”.

Nole aterrizó cerca de la medianoche del miércoles al país organizador del primer Grand Slam de la temporada, pero no recibió el permiso para ingresar a Melbourne ya que las autoridades de Victoria plantearon interrogantes sobre los argumentos que esgrimió para recibir la exención médica que le permitiría cruzar la frontera sin estar vacunado contra el coronavirus. Además, existen serias dudas sobre el proceso de su visa que le permitiría ser admitido en el sector de migraciones.

“No proporcionaremos a Novak Djokovic asistencia para la solicitud de visa individual para participar en el Grand Slam del Abierto de Australia de 2022. Siempre hemos sido claros en dos puntos: las aprobaciones de visas son un asunto del gobierno federal y las exenciones médicas son un asunto de los médicos”, advirtió en su cuenta de Twitter la ministra de Deportes, Jaala Pulford, tras conocerse que se había frenado el ingreso de Nole al país.

La Fuerza Fronteriza de Australia (ABF) buscó el visto bueno del gobierno de Victoria para autorizar su entrada y el ente le exigió a las autoridades federales que pusieran por escrito la solicitud, pero finalmente rechazaron la opción de patrocinar la visa de Djokovic. La ABF, de todos modos, tiene la oportunidad de habilitar la documentación del serbio, que con 9 títulos es el máximo ganador del Abierto oceánico (se alzó con los últimos tres títulos de forma consecutiva).

En Melbourne se produjo el confinamiento más prolongado del mundo para contener el avance del coronavirus, y un brote de la variante Ómicron ha hecho que el número de casos alcance niveles récord. El Australian Open, que en la edición pasada puso a los tenistas bajo una cuarentena de dos semanas, se celebra en medio de una crisis por el aumento de contagios, que pasaron de casi 212.000 casos acumulados el 1 de diciembre a más de 500.000 en esta semana.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.