Joan Román, un futbolista de 27 años que anteriormente estuvo en la cantera de clubes como Manchester City y Barcelona, ha cambiado oficialmente su nombre a Goku. Sí, como el famoso personaje de Dragon Ball.

Goku, que actualmente juega en las filas del Miedź Legnica polaco, parece haberse cambiado el nombre hace unas semanas, pero dada la poca popularidad de la liga en la que está jugando, la mayoría de la gente solo se ha enterado después de que Goal diese la noticia.

Y aquí está la explicación que dio el jugador, capturada por la web de deportes ElDesmarque.