Pasó de categoría 2 a 4 en cuestión de horas: ahora Delta ha hecho sonar las alertas en México pues se espera que en la noche del 6 de octubre toque tierra en la península de Yucatán, en donde en Cancún, zonas del norte de Quintana Roo y parte de Yucatán ya hay alerta roja y ha comenzado la evacuación de turistas. Las afectaciones no quedarán ahí: Delta seguirá avanzando hacia las islas Caimán, Cuba, y eventualmente el sureste de Estados Unidos.

Un operativo militar comienza a desplegarse con miras en la península sureña de México. El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que serán 5,000 efectivos los que en el transcurso del día llegarán a la península.

Delta era tormenta tropical para la tarde del lunes, se convirtió en huracán categoría 1 para la noche, en 2 para la madrugada del martes 6 de octubre, y saltó a categoría 4 para las diez de la mañana. Con corte al boletín de las diez de la mañana del Cenapred, la alerta roja de peligro máximo está activada para el norte de Quintana Roo y el noreste de Yucatán.

La alerta naranja de peligro alto está activada para el centro de Quintana Roo, así como el este, norte y centro de Yucatán; la alerta amarilla de peligro y medio corresponde al este, oeste y sur de Quintana Roo, así como el sur, noroeste y oeste de Yucatán. En peligro bajo está contemplado todo el estado de Campeche.

Qué significa categoría 4

Los vientos de Delta se estiman en rachas de 150 a 240 kilómetros por hora en las zonas más afectadas. El oleaje que se espera es de seis a 10 metros de altura tanto en el norte de Quintana Roo como en el oriente de Yucatán. La magnitud es tal que Delta ya ha alcanzado la categoría 4 en la escala Safirr-Simpson.

La escala Safirr-Simpson.) sirve para clarificar a huracanes según la intensidad del viento. Fue desarrollada en 1969, hace 51 años, y contempla cinco categorías a través de las cuales también se estiman daños.

  • Categoría 1: vientos de hasta 153 kilómetros por hora. Se esperan inundaciones en zonas costeras pero no daños a edificios.
  • Categoría 2: vientos de hasta 177 kilómetros por hora, con inundaciones previstas en puertos y daños en puertas y ventanas.
  • Categoría 3: vientos de hasta 209 kilómetros por hora, con posibles inundaciones tierra dentro y posible destrucción de edificaciones.
  • Categoría 4: vientos de hasta 251 kilómetros por hora y daños en estructuras, desplomes de techos en edificios pequeños e inundaciones en terrenos.
  • Categoría 5: Vientos de más de 252 kilómetros por hora y destrucción completa en algunos edificios. Las inundaciones pueden incluso alcanzar las plantas bajas de edificios cercanos. Los vientos de más de 300 kilómetros por hora pueden arrancar árboles y hasta casas desde sus cimientos.

México tuvo un huracán categoría 5 hace apenas un lustro. En 2015 Patricia se convirtió en uno de los ciclones tropicales más poderosos que haya tocado tierra mexicana. El viento máximo fue de 325 kilómetros por hora, aunque alcanzó rachas de 400 kilómetros por hora. Por fortuna, poco después de tocar tierra al sur de Jalisco, el 24 de octubre se degradó a huracán categoría 4.