Con el fin de brindar apoyo alimentario a las familias afectadas económicamente por la emergencia sanitaria del COVID-19, el Gobierno de Guadalupe habilitó 10 Centros DIF como Comedores Comunitarios “Lupita”.

Tanto la Alcaldesa Cristina Díaz como el Presidente de DIF Guadalupe, Tomás Montoya informaron que 2 mil 500 personas por semana recibirán alimentos recién preparados con valor nutricional.

Tomás Montoya detalló que los lunes el servicio gratuito de Comedor Comunitario será en los Centros DIF Nuevo Almaguer y Rancho Viejo; los martes en 25 de Noviembre y Agua Nueva; los miércoles en Dos Ríos y Evolución; los jueves en Valle Soleado y Las Sabinas; y los Viernes en Nuevo San Rafael y Cañada Blanca.

“Debo de agradecer, junto con Tomás, a todas las personas que con mucha amabilidad, pero sobretodo con mucha generosidad y solidaridad, nos están apoyando para poderlo hacer posible, gracias a las empresas, gracias a los negocios”, expresó Cristina Díaz.

Además, la Alcaldesa puntualizó que estos apoyos alimentarios se entregarán bajo todos los protocolos sanitarios para evitar contagios de Covid-19, como es la toma de temperatura, la dotación de gel antibacterial, los asistentes deberán portar en todo momento su cubrebocas y mantener la sana distancia.

Por su parte Tomás Montoya, Presidente de DIF Guadalupe aclaró que, en los comedores comunitarios “Lupita”, sólo se entregará la comida para que la consuman en su domicilio.

“Las familias se acercan, aquí nuestras trabajadoras simplemente hacen una entrevista muy breve, donde ellos declaran que perdieron su empleo, que perdieron sus ingresos o disminuyeron éstos, y con eso ya se les da un boleto con el cual pasan y se les entrega la comida”, comentó.

Los Centros DIF serán sanitizados antes y después de la entrega de alimentos, subrayó la Alcaldesa, y reiteró que su administración sigue trabajando para transformar las adversidades en áreas de oportunidad para seguir avanzando en beneficio de las familias de Guadalupe.