Este miércoles, Ernesto Herrera se convirtió en el primer mexicano en el mundo en recibir una vacuna contra el Covid-19, como parte de las pruebas que realiza el laboratorio Janssen, el cual es parte de la empresa Johnson & Johnson.

Con 51 años y dos hijos adolescentes, a este mexicano que nació en la Ciudad de México y radica en España le aplicaron una inyección en el brazo izquierdo, así como los 190 participantes que recibieron la primera de tres dosis.

El también fotógrafo reveló que previo a esta aplicación le realizaron varios estudios, además que uno de los requisitos para participar era no haber padecido coronavirus.

Abundó que ahora tiene que ir a una revisión médica cada ocho días a la clínica para corroborar que haya generado anticuerpos contra el Covid-19.

A pesar de que la hermana de Herrera, quien trabaja en un laboratorio, le insistió que desistiera de participar en esta prueba, Ernesto decidió continuar con ello y mostrarle una lección a sus hijos.

“Yo no quiero ser profesor de nadie, pero de mis hijos sí, y es una lección de solidaridad humana, yo creo mucho en ello.

“Yo no soy político, pero soy un ser humanos y pertenezco a la sociedad y participo como puedo y esta es una manera de participar” , subrayó el hombre de origen mexicano.

Confió en que esta prueba de inmunización funcione y que “se acabe esta pesadilla” pronto.