Cinemex piensa que tiene la solución definitiva para quienes ni las medidas de sana distancia los convencen de volver al cine: funciones privadas, en donde los clientes deciden con quién compartir la sala.

‘Mi Sala’ es una promoción por la que el asistente puede reservar toda una sala platino en el complejo de su preferencia. El cliente decide a quién invitar, y por tanto, debe pagar una módica cantidad según el número de personas para las que reservará la sala.

Las salas pueden reservarse por un máximo de cinco o diez personas y tienen diferentes precios según el día de la semana. Hay un precio para de lunes a jueves, y otro más para de viernes a domingo. Los costos son los siguientes:

  • Máximo de 10 personas, de lunes a jueves – 1,100 pesos
  • Máximo de 10 personas, de viernes a domingo – 1,400 pesos
  • Máximo de 5 personas, de lunes a jueves – 700 pesos
  • Máximo de 5 personas, de viernes a domingo – 850 pesos

No hay precio especial para clientes que quieran una sala para grupos menores a cinco. Si un cliente desea reservar una sala para sí mismo es posible, pero pagará lo correspondiente al precio del grupo de cinco personas.

Por ahora la promoción aplica solo para películas 2D, pero sí para todos los complejos platinos. Para reservar una sala es indispensable que el cliente sea parte del programa Invitado Especial.