El presidente Andrés Manuel López Obrador celebró esta mañana que algunos productos industrializados ya cuenten con el nuevo etiquetado de alimentos, pues dijo que está decisión junto a una buena alimentación y ejercicio podrán ayudar a combatir el Covid-19 y otro tipo de enfermedades. 

Ahora celebro que en algunos productos industrializados ya está apareciendo el nuevo etiquetado, porque no es sólo prohibir, es orientar, informar, que tengamos información suficiente. Mucha gente no sabe del daño que puede causar un alimento industrializado, o sea, llenan de azúcar una golosina para que le guste a los niños ¿y el daño que les causa?”, señaló durante su conferencia diaria matutina.

En las últimas semanas varias empresas como Nestlé, Coca Cola, la Costeña y PepsiCo han colocado los sellos negros de advertencia en alimentos que son altos en sodio, azúcares y calorías para cumplir con la NOM-051 programa para entrar este 1 de octubre. 

Además, la semana pasada Oaxaca aprobó una ley que prohíbe la venta, distribución y suministro de comida chatarra a menores de edad en dicha entidad.

Las medidas señalan que la restricción corresponde con los niveles de azúcares, grasas saturadas, grasas trans y sodio añadidos en la NOM-051 que establece el nuevo etiquetado en los alimentos.

“hay otras medidas que yo las considero fundamentales de fondo: el alimentarnos bien, o sea, tenemos que cambiar hábitos alimenticios, no consumir chatarra, no consumir productos con exceso de azúcar, de sal, de químicos; hacer ejercicio, procurar bajar de peso. Eso es importantísimo para que estemos más fuertes y podamos enfrentar cualquier enfermedad, cualquier virus”, agregó el presidente.

Señaló que los mexicanos han sufrido más con el Covid-19 porque existen muchos enfermos de hipertensión, diabetes y obesidad, que en muchos casos han sido heredadas y no necesariamente por ingerir alimentos ‘chatarra’

“También no hay que ser tan extremistas de decir: ‘Es por la chatarra’, no, o ‘porque no te cuidas’ o ‘porque hay obesidad’. También son enfermedades hereditarias, eso hay que tenerlo en consideración, muchas son hereditarias; pero si tenemos una alimentación sana y no consumimos productos chatarra, si hacemos ejercicio, aunque sean hereditarias no se precipitan, no se estimulan y podemos evitarlas. O sea, sin duda, tenemos que cambiar nuestros hábitos de alimentación”, puntualizó.

Este miércoles Estados Unidos, la Unión Europea, Canadá y Suiza, hogar de algunas de las mayores empresas de alimentos del mundo, presionaron a México para que retrase las próximas advertencias sanitarias sobre alimentos y bebidas procesados, según un documento de la Organización Mundial del Comercio (OMC).

México, el mayor consumidor de alimentos procesados ​​en América Latina y el cuarto más grande del mundo, ha batallado durante años con altas tasas de diabetes y obesidad, una crisis de salud que se ha visto agravada por el nuevo coronavirus.