Debido a que la pandemia del Covid.19 ha afectado a la economía de las familias, es necesario fomentar el  reciclaje y reutilización de los artículos escolares de los niños y niñas y no se obligue a la compra de material nuevo, manifestó el diputado federal Alfonso Robledo Leal.

Asimismo y debido a que gran parte del próximo ciclo escolar será a distancia y no se manera presencial, debido a que seguirán las restricciones sanitarais por la pandemia coronavirus, no se puede exigir la adquisición de los uniformes en cada uno de los planteles escolares de Nuevo León, señaló el legislador del Partido Acción Nacional.

Este viernes Robledo Leal, en compañía de diputados locales y federales del PAN, presentó un punto de acuerdo en la Oficialía de Partes del Congreso del Estado para que la Secretaria de Educación instruya al personal de cada plantel para que fomenten el reciclaje y reutilización de los artículos escolares.

“Cada regreso a clases lo padres de familia de educación básica se quejan que las listas escolares incluyen material y artículos que resultan onerosos y al fin del ciclo escolar se dan cuenta que sus hijos ni siquiera los utilizaron.

“Esto porque se acostumbra a pedir en exceso libretas, colores, lápices, crayones, cartapacios, borradores, sacapuntas, cuadernos, tijeras, forros, entre otro material escolar, además de material de limpieza para la escuela y hasta hojas para los exámenes”

Robledo Leal dijo que ante la difícil situación económica en que muchas familias se encuentran como consecuencia de la pandemia del Covid-19, se hace necesario el no exigir la compra de estos artículos escolares como se acostumbraba.

Podemos en cambio permitir y fomentar el reciclaje de estos artículos, su reutilización y aprovechar el material escolar con que cuenten en cada uno de los hogares, para que el gasto escolar que se haga sea el menor posible, destacó.

“Pero hay que hacerlo de una manera institucional, que sea desde la Secretaría de Educación del Estado donde se dé la orden al personal directivo, magisterial  y administrativo de las distintas escuelas de Nuevo León para que no condicione la escolarización de los niños a que cuenten artículos escolares nuevos ni uniformes.

“Que se invite a los padres de familia a reutilizar y reciclar los materiales escolares que tengan, para hacer menos pesado este gasto con el regreso a clases a distancia en el mes de agosto.”

Robledo estimó que  se hace innecesario el exigir la adquisición de los uniformes escolares que dan la identidad a los niños y niñas de la escuela a la que pertenecen, dado que el ciclo escolar se llevará acabo a distancia y cada educando estará en su hogar.