De la mano de Nahuel Guzmán, y con seis goles de André-Pierre Gignac, los Tigres de la UANL están más vivos que nunca en la eLiga MX, al vencer 7-4 en el Clásico Regiomontano.

Parecía que sería una mala tarde para el Patón, pues muy pronto el Monterrey se ponía al frente en las manos de Erick Cantú, pero llegaba el 1-1 con Gignac y nuevamente los Rayados se iban al frente 2-1.

Entonces vendría lo sublime, cuando Gignac hacía el 2-2 en contraremate, luego de que el arquero rayado rechazaba tiro de Javier Aquino, quien más tarde escaparía por la izquierda para mandar centro y cerrarlo el francés para el 3-2.

La parte complementaria seguiría con un Nahuel inspirado en los controles, pues Carioca estrellaba en el poste derecho y luego otra vez Gignac hacía el 4-2, en jugada por el centro; el francés haría el quinto al recibir en el área, quitarse la marca de uno y sacar tiro para anotar.

Más tarde Nahuel controlaría a Aquino para que éste escapara, se llevara la marca de tres y entrara al área para sacar tiro y hacer el 6-2 que nos hacía recordar aquella tarde en el Universitario en que de la mano de Gaitán y Cuqui Silvera también se ganaba 6-2.

Daba la impresión que Nahuel y Tigres se conformaban con las seis anotaciones, pero un error defensivo colocó a Gignac en el área con balón controlado para hacer el séptimo.

Rayados reaccionaría con dos goles más, pero insuficientes para quitarle el triunfo al Patón, que celebró con guitarra en mano.

Tigres llega a 19 puntos, y se coloca a dos de la Zona de Liguilla, mismos que suma el Monterrey en la eLiga MX.